"La palabra de Dios es una lección para poner en práctica en la vida diaria"

La Palabra de Dios no es "un libro de historietas', sino una lección que hay que escuchar con el corazón y poner en práctica en la vida diaria. Un compromiso accesible a todos, porque aunque "la hayamos hecho un poco difícil', la vida cristiana es "sencilla, sencilla": de hecho, "escuchar la palabra de Dios y ponerla en práctica" son las únicas dos "condiciones" que Jesús pone a los que quieren seguirle.

En resumen, para el Papa Francisco este es el significado de las lecturas (Evangelio de Lucas (8:19-21)) que propone la Liturgia del martes, 23 de septiembre de 2014 celebrando la misa en Santa Marta.

De ahí la invitación a "escuchar la palabra, de verdad, en la Biblia, en el Evangelio", meditando sobre las Escrituras para poner en práctica su contenido en la vida diaria. E Pontífice explicó que si leemos el Evangelio superficialmente, entonces, "eso no es escuchar la palabra de Dios: eso es leer la palabra de Dios, como se puede leer un libro de historietas". Mientras que escuchar la palabra de Dios "es leer" y preguntarse: "¿Qué dice esto a mi corazón? ¿Qué me dice Dios con esta palabra?". En realidad, sólo así "cambia nuestra vida".

"Cuando nos acercamos a prestar un servicio a los que sufren nos parecemos a Jesús"